Por: Rebeca Vaisman / Fotos: Paolo Rally / Dirección de arte: Christian Duarte / 05.03.2019
Con Nuna, las hermanas de Vivanco han creado algo más que una marca de swimwear: han fundado una plataforma que convoca arte, diseño y empoderamiento femenino.

 

En “Bones”, uno de los poemas de la recientemente fallecida Mary Oliver, la imagen de un hueso de oreja de ballena encontrado en la arena sirve para preguntarse por la forma del alma. Esa voz poética simple y sentida que se cuestionaba siempre sobre el significado de la vida, sobre el secreto de la naturaleza, se detiene frente al resto óseo y se pregunta si “tal vez el alma / sea así / tan dura, tan necesaria / sin embargo, casi nada”, como un pequeño hueso que perdió su cuerpo hace cientos de años y acabó en alguna playa, al pie del mar. Hace falta acercarse a esa orilla para encontrar el alma de las cosas; es necesario sumergirse para que el ejercicio no parezca una utopía o una muestra de ingenuidad. Hace falta poesía. Hace falta arte.

 

Mariana y Chío de Vivanco creen en la fuerza del mar y en la sabiduría de la naturaleza porque crecieron inmersas en ellas. Y aunque durante buena parte de su vida adulta eligieron caminos distintos, fueron siempre muy unidas encontrándose en un punto medio que para ellas era la playa. Cuando decidieron que además de hermanas serían socias de un proyecto propio, empezar una marca de swimwear tenía sentido porque era parte de su estilo de vida y aquello que más compartían. Hallar el nombre, en cambio, no fue fácil, pues debía resumir todo aquello que les era importante. Hasta que se decidieron por Nuna, que significa alma en quechua. Pero debía ser más que una marca de ropas de baño: sería una plataforma de expresión artística que les diese libertad. “En cada uno de nuestros diseños, hay algo de nuestra personalidad y nuestro vínculo está plasmado en la tela”, asegura Chío. “Realmente llevan parte de nuestra alma”.

 

Espíritu creativo.

Mariana, de 33 años, estudió Pintura en la PUCP. Chío, 3 años menor, es administradora de la Universidad del Pacífico de Lima. Mariana corre tabla desde los 17 años y ha sido una de las profesoras de Chío, que aprendió después. Mientras Mariana preparaba su primera exposición individual en el 2014, Chío trabajaba en un banco como analista de riesgo y luego en una empresa headhunter. La suya era una vida corporativa que anhelaba tiempo libre y tener algo propio. Quizá por eso renunciaba y viajaba, y al regresar volvía a sentirse inquieta.

Mariana ya había formado parte de una marca de swimwear junto con una amiga. Cuando esta se retiró del negocio, le aconsejó que aproveche todos los contactos y proveedores, y siga adelante. Fue entonces que pensó que no podría conseguir una mejor socia que su hermana.

 

Juntas paseaban por todo Gamarra buscando materiales; luego, experimentaron con la técnica del sublimado para crear las telas propias, trasladando los cuadros que pintaba Mariana a la tela. Finalmente, la probaban (su resistencia y comodidad) ellas mismas durante las sesiones de tabla en Lima o en el norte. Eventualmente, Chío renunció a su trabajo con horario de oficina y estudió la carrera corta de Diseño Digital para poder componer con los cuadros de Mariana; y esta se siente satisfecha de que sus obras lleguen a un público más amplio y no solo al pequeño círculo que asiste a exhibiciones y galerías. Como hijas de un padre ligado al mundo textil y de una madre artista, Nuna lleva su esencia.

Si bien les entusiasma ver la marca como una plataforma de arte, lo que más las motiva es su trabajo social. Donan el 1,5% de sus ventas a la ONG Conservamos por Naturaleza, que se va en la reforestación de la Amazonía y en la limpieza de ríos y playas. Si una clienta compra tres prendas, donan un árbol en su nombre. También donan la merma a un colegio de niños con capacidades especiales en el norte, que hacen peluches y manualidades con las telas. La colección resort que acaban de lanzar, además, está hecha con tela orgánica y biodegradable. “Como marca nos hemos comprometido a tener el menor impacto posible en el medioambiente”, explica Mariana. Como muestra, acaban de unirse a Lima Sustainable Store en el Jockey Plaza, y siguen explorando. “Nuna es la prueba de que si quieres hacer algo más con esto, puedes”, acota Chío. “No era tanto el producto en sí mismo lo que importaba, sino lo que queríamos transmitir a través de él”.

 

Círculo femenino

“Nuna me contactó en un momento muy particular”, cuenta la cantante Pamela Rodríguez. “Me llamaron tres días después de haber sido rechazada por una cadena de tiendas de ropa que me había buscado para ser su imagen y como salí embarazada me dijeron que ya no podía ser, como si una madre dejara de representar ciertos códigos de juventud, de frescura. Por el contrario, lo especial de la propuesta de Nuna es que tiene una idea diversa e inclusiva de lo que es la mujer”, opina Pamela, quien accedió a formar parte de su primera campaña y posó embarazada. “Fue super bonito participar y poder hablar de todo esto. Lo disfruté mucho”, asegura.

Para las hermanas De Vivanco siempre fue importante no trabajar con modelos despampanantes —típica elección de una campaña de swimwear—, sino con cuerpos de todas las formas y con personas que signifiquen algo para ellas. “Que tengan algo interno que contar y que eso las haga bellas”, precisa Chío. Además de Pamela, han participado en sus campañas Jimena Ledgard (una de las impulsoras de Ni Una Menos), la artista Nuria Zapata y Aileen Gavonel, joven y sensible ceramista, fundadora de Taller Dos Ríos. “Es una persona supercreativa, es una artistaza”, dice sobre ella Mariana. “Nosotros queríamos que ella se sienta cómoda, que se suelte”, agrega Chío.

La verdad es que Aileen dudó si aceptar al comienzo “pero luego pensé ‘¡ya! ¡Vamos!’ me acordé de lo divertido que era [también tuvo una marca de bikinis en algún momento], que sería pasarla bien con amigas y además para una proyecto que me parece genial”.

El empoderamiento femenino que Nuna persigue no se queda solo en sus fotos de campaña. La marca trabaja con la ONG Wagner y sus bordados son hechos a mano por madres que están liberándose de un entorno de violencia de género, y que a través del trabajo consiguen independencia económica y emocional. Nuna ha formado literalmente un círculo de mujeres del que Mariana y Chío son parte.

A comienzos del 2018 decidieron sacar la marca fuera del Perú. Viajaron solas a California, alquilaron una van naranja que tenía cama y cocinita, y durante 20 días recorrieron la costa oeste, ida y vuelta, mostrando su catálogo tienda por tienda. El recuerdo de ese viaje es feliz no solo por la aventura, ni porque consiguieron entrar en tres tiendas: fue ahí que Mariana descubrió que estaba embarazada.

Emma nació en febrero. Para su madre y su tía es muy especial que sea una niña. “Yo nunca tuve duda de que lo sería”, asegura Chío. Venían jugueteando con la idea de hacer una colección infantil. Ahora ya tienen a su modelo.

 

Ha sido un año de intensos cambios para Mariana. Durante el embarazo el cuerpo se transforma mes a mes, incluso semana a semana, hasta que puedes llegar a no reconocerlo. Eso no necesariamente es malo; por el contrario, es asombroso. “Me encantó mi cuerpo de embarazada. Es mágico lo que pasa”, dice. Mariana trabajó hasta dos días antes de dar a luz. Por cierto, usó las ropas de baño Nuna incluso en los últimos meses, y su cuerpo de posparto le demuestra que sus piezas abrazan con el mismo cariño a quienes pasan por distintas etapas.

Hay una conclusión en el poema de Mary Oliver: no puede saberse del todo qué es el alma. Pero lo más importante es la comprensión de “que nuestro papel no es conocer / sino mirar, tocar, amar”. Emma acaba de nacer y ya están deseando que llegue el momento de meterse juntas, las tres, en el mar.

Relacionados

Colors
Tendencias
Womenswear & Menswear

Colors

Blue Dreams.
Escala de azules que inspira a soñar. Desde tonos reflexivos y misteriosos, como el azul noche y el skyblue, hasta tonos lúdicos, como el turquesa. Compleméntala con colores de[+]

Partes de un todo
Editorial
Mirella y Aissa

Partes de un todo

Fotografía: Alejandra Vera / Dirección de arte y estilismo: Sara Vílchez / Maquillaje y peinado: Kevin Choi / Modelos: Mirella Martire y Aissa Chrem
 
 [+]

El estilo Camp y los mejores looks de la historia
Actualidad
Gala MET

El estilo Camp y los mejores looks de la historia

La gala MET 2019 se celebrará este 6 de mayo bajo la temática “Notes on Camp”. Mientras llega el gran día, hacemos un repaso a los estilismos más impactantes de[+]

Silueta en movimiento
Perfil
Sandra Weil

Silueta en movimiento

La diseñadora peruana establecida en México ha consolidado la marca que lleva su nombre y se acerca al momento de su internacionalización. La conexión con la naturaleza, la esencia femenina,[+]

JLo, un ícono de estilo
Actualidad
CFDA Awards 2019

JLo, un ícono de estilo

Jennifer Lopez recibirá el premio Fashion Icon de los CFDA Awards 2019. Analizamos las razones por las que la artista merece este reconocimiento.
 
Año tras año, los premios[+]

Básicos del cambio de estación
Tendencias
Winter is coming

Básicos del cambio de estación

Que el invierno no te tome desprevenida. Crea looks de entretiempo con las superposiciones como protagonistas. Estas son las piezas que no pueden faltar en tu armario esta temporada.[+]

Suscripción newsletter